Los barandales de cristal son la solución ideal para dar a nuestros espacios un toque de elegancia y modernidad, sin dejar de lado su funcionalidad y resistencia. Ya sea como elemento meramente ornamental o como pieza clave de la decoración de interiores, los barandales de vidrio ofrecen múltiples beneficios en lo estético y arquitectónico.

Los barandales de cristal se pueden usar tanto en interiores como en exteriores, a que el vidrio que se utiliza en la creación de este tipo de elementos de cancelería es bastante resistente y muy luminoso, por lo que es perfecto en estancias en las que se necesita mucha luz.

Al ser un material compacto y grueso requiere de un tipo de anclaje que sea resistente, por lo que suele instalarse con acabados y herrajes de acero, para tener un refuerzo mayor tanto si se usa en escaleras como en divisiones.

En el mercado es muy común encontrar barandales de vidrio compuestos por una plancha de cristal continua, que generalmente es rematada por un pasamanos para facilitar el agarre, así como la subida y bajada de escaleras.

También hay que tener bastante cuidado en su mantenimiento, que suele ser más costoso que el de las barandillas de otros materiales, ya que requiere de una limpieza frecuente y de la reparación de muescas u otro tipo de daños que puedan sufrir con el uso o por maltrato.


Para mayor información sobre diseños de cancelería de cristal para uso residencial, comercial o industrial, contacta a nuestros asesores y con gusto te ayudaremos con tus proyectos.